Centro de Documentación Mapuche Documentation Center

19 Sesión del Grupo de Trabajo de las Naciones Unidas sobre los Pueblos Indígenas


23 - 27 de julio de 2001, Ginebra.

Item 5: Examen de los acontecimientos recientes relacionados con la promoción y protección de los derechos humanos y las libertades fundamentales de los pueblos indígenas: declaraciones generales, entre otras cosas, sobre cuestiones relacionadas con la tierra, la educación y la salud.

Declaración hecha por Nilo Cayuqueo en nombre del Consejo de Todas las Tierras.

Sra. Presidenta Madam Daes, delegados indígenas y representantes de los estados.

Sra. Presidenta, en nombre del Consejo de Todas las Tierras, organización mapuche de Chile, me dirijo a Ud. para expresar lo siguiente: en este Grupo de Trabajo sobre los Pueblos Indígenas estamos hablando del llamado "desarrollo". Para nosotros, los Pueblos Indígenas, el desarrollo desde el punto de vista occidental ha significado, en la mayoría de los casos, la destrucción de nuestra Madre Tierra, la contaminación ambiental y el desplazamiento de muchas comunidades de sus territorios tradicionales. Conjuntamente con estas políticas, los gobiernos han implementado medidas asimilacionistas así como la manipulación y división de las comunidades.

Desde la llegada de la democracia a Chile en 1990, los sucesivos gobiernos se han negado a reconocer los derechos de los Pueblos Indígenas: Mapuche, Aymara, Atacamenos y Rapa Nui de la Isla de Pascua.
 

En Chile se esta implementando una Reforma Procesal Penal bajo la "doctrina de la negación" que no reconoce ni los mas mínimos principios del derecho a la diferencia. Esta nueva legislación viene a fortalecer la practica de la negación para con los Pueblos Indígenas y sus derechos. En su tiempo, el Consejo de Todas las Tierras traslado su preocupación Sobre esta reforma a todos los niveles de la institucionalidad del estado chileno; sin embargo, dicha reforma se aprobó sin ningún respeto al Pueblo Mapuche ni a otros Pueblos Indígenas.

Las comunidades mapuches en Chile hemos comenzado a reivindicar las tierras que nos usurparon durante la dictadura militar. Este régimen, para legalizar la usurpación, adopto dos instrumentos jurídicos: el DL 2568 sobre División y Subdivisión de las Comunidades y el DL 701 sobre expansión de las actividades forestales. Las empresas forestales transnacionales se introdujeron en el territorio Mapuche durante un gobierno ilegitimo y causaron procesos de migración y destrucción de la biodiversidad así como afectaron los derechos colectivos. Los territorios que fueron usurpados ilegalmente por la dictadura militar de Pinochet nunca fueron restituidos a nuestras comunidades; por el contrario, los sucesivos gobiernos en nombre del desarrollo continuaron entregando gran parte de esos territorios a las compañías transnacionales para la explotación de madera o minas y la construcción como la represa de Ralco en el río Bío Bío en el territorio Pehuenche, o en forma de concesión para la pesca en la costa del Pacifico.

Sra. Presidenta, nosotros, los Mapuches, consideramos que sin tierra no puede haber desarrollo. Es imprescindible que el estado chileno arbitre los medios necesarios para que nos devuelvan los territorios que tradicionalmente nos pertenecen para que, de esa manera, podamos comenzar un proceso de desarrollo sustentable de acuerdo con nuestra cultura y cosmovisión como Pueblos Indígenas. Nuestras comunidades Mapuches se han organizado para recuperar nuestras tierras, para poder practicar nuestra cultura y nuestros conocimientos tradicionales a fin de poder planear un futuro para las proximas generaciones. Como respuesta, el estado chileno ha aumentado la represión y la intimidación ordenando a las fuerzas policiales, carabineros y otros organismos de seguridad reprimir a los lideres de las comunidades. También el gobierno ha autorizado a las compañías forestales a contratar a fuerzas especiales "de seguridad". Muchos lideres han sido heridos, otros detenidos por las fuerzas represivas. En los últimos tres años mas de mil personas han sido detenidas, a quienes se les aplica la "Ley de Seguridad Interior del Estado" que fue promulgada durante la dictadura militar.

En esta ocasión queremos denunciar un grave hecho de violación de los derechos humanos de los Mapuche. Concretamente, hace una semana, el día 20 de julio, la sede del Consejo de Todas las Tierras en Temuco fue allanada, quedando varios heridos entre ellos un camarógrafo Mapuche. Unos doscientos carabineros y policías de investigación llegaron violentamente al lugar y, sin mostrar orden alguna, se desplazaron en las distintas oficinas destrozando puertas y muebles. En el momento del allanamiento se encontraban en la sede cinco personas que fueron violentamente golpeadas y obligadas a permanecer en el lugar, impidiéndoseles toda comunicación con el exterior. Luego fueron detenidos y acusados de maltrato a carabineros y citados a la Fiscalía Militar. Entre los detenidos se encontraban dos mujeres que fueron agredidas verbalmente y golpeadas hasta ser dejadas inconscientes.

Los cargos que se imputan a los miembros del Consejo de Todas las Tierras son lo de Asociación Ilícita y Usurpación de Tierra. Estos son los mismos cargos por lo cuales se procesó y condenó a 144 Mapuches en el año 1992; caso que el Consejo de Todas las Tierras denunció ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos de la OEA que se encuentra actualmente en el marco amistoso.

Sra. Presidenta, en conclusión tenemos que destacar que, a pesar de que las organizaciones Indígenas hemos desarrollado múltiples iniciativas, el gobierno de Chile no ha hecho esfuerzos suficientes para ratificar el Convenio 169 de la OIT. Esta falta de voluntad por parte del gobierno impide la protección y el reconocimiento de nuestros derechos como Pueblos. Es necesario que el gobierno de Chile se una a la comunidad internacional y adopte dicho Convenio.

Creemos que la paz y el desarrollo comienzan con la restitución de nuestros derechos originarios como Pueblos Indígenas.
 

Muchas Gracias Sra. Presidenta

Nilo Cayuqueo
6112 Harwood Ave, Oakland
California 94618
USA
Telefax: 510 - 653 9920
Email: nilocayu@earthlink.net