Centro de Documentación Mapuche Documentation Center

Jueves 29 de mayo de 2008

Mapuche condenado a 4 años de libertad vigilada

El informe presentencial de Gendarmería recomendaba la libertad para el comunero.

austral080529

Tribunal Oral en lo Penal de Angol condenó a la pena de 4 años de libertad vigilada a Luis Amable Catrimil como autor del delito de incendio cometido el 2001 en el predio de Poluco-Pidenco, en Ercilla.

La defensa -representada por los defensores penales públicos mapuches, Ricardo Cáceres y Jaime López-- siempre sostuvo que el delito de incendio por el que se acusó al comunero en cuestión no tenía el carácter de terrorista, argumento que fue acogido por los jueces, por lo cual sólo se le condenó por delito de incendio común.

RESCATABLE

Para los abogados defensores, lo más rescatable de este juicio es: "El hecho que sólo se lo haya condenado por delito de incendio común, lo que confiere un nuevo escenario al proceso en que se encuentra el imputado".

Por otra parte y en razón del tiempo transcurrido desde la ocurrencia de los hechos, los abogado solicitaron la "media prescripción", lo que fue acogido en el fallo por el tribunal.

"El delito de incendio terrorista tiene una pena de 10 años, la Fiscalía estaba solicitando una pena de 10 años y un día, cuando mi cliente fue formalizado el 2003, él pasó un año detenido, luego se presentó la acusación, le dieron la libertad y el 2004 no se presentó al juicio oral, la Fiscalía solicitó la rebeldía y como consecuencia el sobreseimiento temporal. Desde ese tiempo hasta ahora, el caso estuvo más de 3 años sin que se dirigiera la causa en contra de mi cliente. Por lo que el tribunal estimó que se reunía los antecedentes para reconocerle el beneficio media prescripción", dijo el abogado defensor penal mapuche, Ricardo Cáceres.

La libertad vigilada significa que el comunero deberá cumplir la pena en libertad y bajo la vigilancia de un delegado del CRS de Gendarmería, tras considerar el informe presentencial elaborado por sicólogo y un asistente social del Centro de Reinserción Social (CRS), el que sostiene que el comunero es apto para cumplir la pena en libertad.

Al acoger la "media prescripción" se abre un escenario para que Mirella Figueroa, la única prófuga en la causa Poluco Pidenco se entregue a la justicia.

En este caso fue condenada Patricia Troncoso Robles a la pena de 10 años y un día de presidio por incendio terrorista. Luego de una prolongada huelga logró el beneficio de salida de fin de semana.

Por

Roberto Neira Tonk.