Centro de Documentaciˇn Mapuche Documentation Center
Santiago de Chile, 29 de Enero del año 2002

Sin embargo la empresa se ve obligada a lograr conseguir permutas de quienes se oponen
Ratifican fallo que permite construir central Ralco
La Corte Suprema acogió el mismo planteamiento de la Corte de Apelaciones de Santiago, que el 21 de noviembre pasado había resuelto en dicho sentido.


Fabián Alvarez /Concepción 

La Tercera Sala de la Corte Suprema ratificó ayer el fallo de la Segunda Sala de la Corte de Apelaciones de Santiago, que el 21 de noviembre del año pasado rechazó un recurso de protección interpuesto entre otros por las hermanas Berta y Nicolasa Quintremán, férreas opositoras a la construcción de la central hidroeléctrica Ralco, en el Alto Biobío.

 La resolución del máximo tribunal da luz verde a la empresa Endesa para construir la represa en la zona cordillerana de la Octava Región, aunque establece que es necesario que la empresa logre conseguir la permuta de todas las tierras que se verán afectadas por la inundación.

 Hasta la fecha son siete las familias que se oponen a abandonar sus predios, entre ellas las hermanas Quintremán. Estas si bien firmaron un preacuerdo de permuta con Endesa en diciembre pasado, por el cual recibieron 10 millones de pesos por adelantado cada una, más tarde aclararon que se niegan a dejar sus hectáreas y que el preacuerdo sólo lo efectuaron con el fin de conseguir dinero a manera de indemnización. Afortunadamente para ellas, el mismo escrito establecía una cláusula de escape que les permite retractarse de éste sin tener que devolver el dinero recibido.

 El fallo de la Corte Suprema ratifica que los decretos 31 y 32 del Ministerio de Economía del 2000 no pueden calificarse de arbitrarios. Ambos otorgan a Endesa la concesión definitiva para establecer la central hidroeléctrica en el Alto Biobío y conceden a la empresa la concesión para establecer líneas de transporte de energía en la comuna de Santa Bárbara.

 El abogado de las hermanas Quintremán, Roberto Celedón, señaló ayer a La Tercera que particularmente sus representadas no apelaron de la resolución de segunda instancia en su oportunidad, porque si bien el fallo de la Corte de Apelaciones rechazó el recurso de protección que patrocinaba, estableció en el fondo que la represa Ralco sólo podrá construirse u operar -en el caso de que se cuenten ya con las obras físicas- si se logra que las familias que se oponen al proyecto permuten sus tierras, por lo que en esta situación implícitamente se establece una preminencia de la Ley Indígena por sobre la eléctrica.


Este sitio es parte de la red Terra Networks Chile S.A.
Derechos reservados COPESA