Río Negro, 20 de junio de 2001.

Mapuches bloquearon otra vez Loma de la Lata

 Las comunidades Paynemil y Kaxipayiñ cortaron desde muy temprano los cuatro accesos a la planta de gas que tiene Repsol YPF en el yacimiento. La empresa presentó denuncias.
  NEUQUEN (AN).- Las comunidades mapuches de Loma de la Lata mantenían anoche cortados los cuatro accesos a la planta de gas de la empresa Repsol-YPF.
La medida de fuerza de los indígenas, que se inició ayer a las 6,15, se suma a una larga serie de enfrentamientos entre la firma y las comunidades Paynemil y Kaxipayiñ, que de un tiempo a esta parte sólo se comunican a través de cartas documento.

Con pancartas contra la empresa y el gobierno, los mapuches piden que Repsol-YPF retomen el diálogo que les permita "acordar el sistema de trabajo en el yacimiento", expresaron ayer en los piquetes.

Desde la firma española, luego de hacer las denuncias policiales y judiciales por el corte "ilegal" de los accesos a la planta, afirmaron que ellos han "insistido en que sea el diálogo la necesaria vía de entendimiento". No obstante, agregaron a través de un comunicado oficial, que las conversaciones deben "hacerse sobre la base del respeto mutuo, pese a que estas acciones de las comunidades están muy lejos de facilitar ese entendimiento".

"Es necesario fijar nuevas reglas de trabajo", destacó la lonko (cacique) de la comunidad Paynemil, Graciela Méndez.

Anoche, los mapuches mantenían fogones y vehículos en los accesos de la planta de gas, donde piensan quedarse "hasta que sea necesario", aseguró anoche la werkén de la comunidad Paynemil, Elba Paynemil.

Loma de la Lata es el yacimiento gasífero más importante de Latinoamérica. El área es explotada por Repsol-YPF que, luego del acuerdo sellado con el gobierno neuquino, tiene la concesión hasta el 2.027. En ese lugar viven las comunidades Paynemil y Kaxipayiñ que, desde siempre, tuvieron una convivencia difícil con la ex petrolera estatal, sobre todo luego de que se detectara contaminación en las napas subterráneas. En los últimos tiempos, el endurecimiento de las posiciones de las partes y las denuncias cruzadas terminaron con una situación de diálogo cero.

"Esta acción ilegal, por cuanto impide al legítimo concesionario realizar los trabajos que demanda el yacimiento, fue realizada sin que los voceros de la agrupación indígena expresaran reclamos concretos, pues se limitaron a repetir las acusaciones genéricas conocidas y sin fundamento", expresó la empresa en su comunicado de prensa oficial.

Los mapuches, por su parte, le pusieron color al reclamo, con su vestimenta típica, sus pedidos reivindicatorios y hasta una carneada en el piquete. Durante toda la jornada, además, mantuvieron fogotas para pelearle al frío, que a la hora en que se inició la protesta estuvo entre los seis y los ocho grados bajo cero.
Las indígenas de Loma de la Lata, acompañados por los dirigentes de la Confederación de Organizaciones Mapuches (COM), llevan adelante la protesta acompañados de sus niños y en forma pacífica.

La empresa denunció el bloqueo a la planta en la comisaría Décima de Añelo e informó que a las 9,40 recibió una comunicación del apoderado de la comunidades, Mariano Mansilla, quien "sin hacer mención alguna a la acción de fuerza que se estaba desenvolviendo en el yacimiento, reclama una instancia real de diálogo".

En la misiva, Mansilla pide que se detengan y luego regularicen los trabajos que se realizan en el yacimiento.

Una protesta colorida y sin incidentes

Neuquén (AN).- La protesta de los mapuches se realizó sin mayores inconvenientes, aunque la Policía provincial mantuvo una custodia permanente desde una distancia prudencial.

Para pelearle al frío, los hombres mantuvieron las fogatas y las rondas de mate, mientras algunas mujeres aprovecharon el tiempo para tejer ropa de abrigo para los más pequeños. Además, dos integrantes de la comunidad mostraron su destreza y carnearon y despostaron un novillo que terminó sobre la parrilla en pocos minutos.

"No nos vamos"

"No nos vamos a retirar hasta conseguir una definición del gobierno y de la empresa", sentenció la werkén Elba Paynemil. Los mapuches, sobre todo en las últimas semanas, iniciaron una serie de acciones legales contra la empresa y el gobierno neuquino.

Por caso, el viernes presentaron un recurso de amparo en la justicia federal para que se detengan los trabajos de explotación en tres puntos específicos del enorme yacimiento. Desde la empresa esperan con ansias que la justicia comience a expedirse sobre una batería de presentaciones realizadas contra las comunidades, incluido el ataque con bombitas de petróleo a las oficinas que Repsol tiene en esta ciudad.

En el único intento de acercamiento realizado durante la víspera, una escribana contratada por la empresa se presentó en el piquete para levantar un acta que certifique el bloqueo. Los mapuches aseguraron en ningún momento se le impidió el paso a la notoria que "no quiso pasar".

Ayer a la tarde, al costado del camino dos camiones, un colectivo y algunas camionetas que utilizan operarios de Repsol-YPF aguardaban el fin de la protesta para poder avanzar e ingresar a sus trabajos.
 



® Copyright Río Negro Online - All rights reserved