Centro de Documentación Mapuche Documentation Center

Sábado 1 de noviembre de 2008

Inauguran tres proyectos en favor de comunidad indígena de Lautaro

El programa Orígenes les inyectó una importante cantidad de recursos para ayudarlos a planificar un futuro más participativo.

austral081101

el austral

No importó la fuerte lluvia primavera que hacía que el cielo se manifestara con fuerza. Para algunos de los integrantes de la comunidad Casimiro Cañumir, de la comuna de Lautaro, se trataba de los seres que ya han partido los que daban muestras de fuerza y de satisfacción por los logros alcanzados en comunidad.

Hace unos años, lograron ser beneficiados con la compra de tierras, por parte de Conadi. Ahora y en la condición de nuevos propietarios, el programa Orígenes les inyectó recursos para ayudarlos a planificar un futuro participativo y muy relacionado a la institucionalidad pública.

Hace algunos días y con la presencia de la totalidad de la comunidad y otras aledañas, los integrantes de la Casimiro Cañumir inauguraron con orgullo tres proyectos financiados por el Programa Orígenes de Conadi.

El presidente de la comunidad, Antonio Cañumir, informó que se trata de la construcción de la sede comunitaria, un espacio adecuado para el fortalecimiento organizacional; la reforestación con especies nativas de su paliwe, sitio sagrado donde se desarrolla el juego del palín, y la adquisición de vestimenta e instrumentos tradicionales, esenciales para sus ceremonias.

En la ocasión, Jorge Roa, coordinador regional del Programa Orígenes, junto con felicitar a la comunidad, los instó a seguir trabajando, ya que los proyectos inaugurados son sólo el comienzo del trabajo a desarrollar.

En los próximos días esta comunidad elegirá su asesoría técnica, la misma que los apoyará en la formulación de su Plan de Desarrollo Integral y la que los acompañará técnicamente en el seguimiento de sus proyectos de desarrollo económico, de manera de hacerlos sustentables.

Jorge Roa, destacó la presencia de todos los actores que forman parte de la comunidad, fue así como también alumnos de la Escuela de Ñereco, del sector Agua Frías y la Escuela Santa Yolanda, focalizadas por el Programa Orígenes, a través del Ministerio de Educación, mostraron de qué manera viven el ser mapuche, niños conectados a la tierra, especiales en su forma de pensar, orgullosos de sus tradiciones y decididos a proyectarlas en el tiempo.

Una vez realizada la rogativa, en la que dieron gracias a Chao Ngenechen por las metas alcanzadas y donde le ofrecieron este nuevo paso para seguir siendo guiados con sabiduría. La comunidad compartió alegremente, entre bailes de purrun y cuecas, todo un homenaje a la multiculturalidad que se vive, especialmente, en esta región.